Se declara la validez de la hipoteca tranquilidad del Banco Santander

Se declara la validez de la hipoteca tranquilidad del Banco Santander

Según lo declarado por la el Tribunal Supremo el día 27 de octubre del año 2020, la llamada «hipoteca tranquilidad» creada por el Banco Santander ha pasado todos los controles destinados a evaluar la transparencia y legitimidad. Este hecho ocurrió luego de que se resolvieran los recursos expuestos por unos demandantes, quienes pedían que se anularan unas cláusulas donde se limita la variabilidad de los intereses.

Desde hace varios meses, la hipoteca tranquilidad que ofrece el Banco Santander ha sido el foco de cientos de críticas por parte de los usuarios, quienes apelan que en vez de proporcionarles la tranquilidad que profesan, ella solo les ha dado dolores de cabeza. Sin embargo, dicha hipoteca es válida, y en este artículo te hablaremos un poco más al respecto.

Sobre la hipoteca tranquilidad del Banco Santander

Durante el año 2007, Banesto (ahora integrado dentro del Banco Santander) comenzó a ofrecerle a sus usuarios jóvenes la oportunidad de adquirir la llamada «hipoteca tranquilidad», con el fin de ayudarles a obtener una vivienda propia.

La promoción de este producto bancario fue muy atractivo y captó la atención de muchas personas, especialmente porque el lema principal del banco era «compra tu casa desde la tranquilidad«.

Este préstamo hipotecario consiste en que durante los primeros 10 años la persona que lo adquiera debe pagar una cuota de interés fijo del 5,75%, pero en los años restantes esta cuota sería calculada utilizando el IRPH o el euríbor, a lo que se le sumaba el monto diferencial más un cuota del 2-2,5% (dependiendo de cada caso en particular).

En otras palabras, a partir del año undécimo los usuarios debían pagar un interés variable, el cual equivalía a Euribor + 0,70. Después, las cuotas anuales de intereses incrementaban un 2,5% en base a las cuotas del año anterior.

Muchos se dejaban llevar por la promesa de tranquilidad que ofrecía esta hipoteca. Sin embargo, lo que pocas personas sabían es que prácticamente durante los primeros años se estarían pagando solo intereses; por lo que, transcurridos los 10 años, el monto adeudado sería casi el mismo del principio.

Las demandas en contra de la hipoteca tranquilidad

Durante este tiempo, cuando ya han transcurrido más de 10 años desde que comenzó la hipoteca tranquilidad, muchos usuarios comenzaron a notar una serie de incongruencias. Es decir, se dieron cuenta que a lo largo de todos estos años estuvieron pagando únicamente intereses, a la vez que amortizaban un poco el monto adeudado; todo esto mientras cada año la cuota de interés sigue incrementando.

Es por ello que el Banco Santander ha sido acusado por varios usuarios que adquirieron este tipo de préstamo hipotecario. En las demandas, estas personas solicitaban principalmente la anulación de las cláusulas acerca del interés variable.

La declaración del Tribunal Supremo

Luego de haber analizado las sentencias de los demandantes, el Tribunal Supremo confirmó la validez de las cláusulas que establece este préstamo hipotecario del Banco Santander, afirmando que ellas son completamente legales y comprensibles.

Específicamente, el Tribunal afirma que las cláusulas de la hipoteca se encuentran dentro de las escrituras públicas, además que su redacción es correcta en todos los sentidos (tanto gramatical como ortográficamente).

Sumado a esto, el tribunal también declaró la validez de las cláusulas debido a que cada una está ubicada adecuadamente en el texto, además que los datos cuantitativos y las cuotas de amortiguación se encuentran destacados a nivel tipográfico. Finalmente, las reglas acerca de la amortización del préstamo son comprensibles y no contienen ningún tipo de ambigüedad en su redacción, remisiones a otras cláusulas o documentos anexos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *